Confección de anillo de vástagos cruzados

Los anillos con vástagos cruzados o de derivación son específicos para la mano derecha y la mano izquierda y no son intercambiables. Al crear un anillo con un vástago de derivación, el lado del vástago más cercano a la mano debe venir del lado del dedo meñique. El anillo se sentará directamente en el dedo.

Esto se debe a que la piel que une los dedos está más baja entre el meñique y el dedo anular que entre el dedo anular y el dedo medio. Si se crea el anillo con el vástago en dirección contraria, el vástago entrará en contacto con la mano del lado del dedo medio primero y hará que el anillo se tuerza mientras lo lleva puesto.


Con unas pocas habilidades básicas de banco y resultados fácilmente disponibles, se puede crear fácilmente este hermoso anillo cruzado o de derivación para que se ajuste a las piedras de su cliente. Para el anillo en este proyecto, usaremos un cuerpo de anillo cruzado para un anillo de la mano derecha, una corona de la canasta de alambre será para una piedra marquesa, un par de coronitas debajo del bisel inferior.


Para comenzar, seleccionaremos un cuerpo de vástagos de cruce con la orientación correcta para la mano en que el cliente llevará puesto el anillo y  debe ajustarse al tamaño adecuado. Luego suelde la corona central para la piedra marquesa utilizando una soldadura dura de los mismos quilates y color que el metal.


A continuación, forme dos pequeñas piezas iguales que formarán un puente donde irán las coronitas para las piedras laterales. Usando soldadura media, fije los puentes entre el vástago del anillo y la corona central. Estos puentes deben estar alineados con el interior del anillo.


Recorte los alambres vástagos de cada una de las coronas alargadas deben quedar al ras con la parte inferior del bisel inferior. Suelde las coronas en su lugar usando soldadura blanda. Primero, suelde la base previamente limada, en la parte superior del vástago lateral del anillo. Luego suelde las dos puntas restantes donde entran en contacto con los puentes.


Recorte el alambre de los vástagos restantes que dan al orificio del dedo, pula todo el montaje y brille por completo el anillo y ya estará listo para comenzar a colocar las piedras. El montaje de las piedras es bastante sencillo, si se calculó bien el tamaño de las piedras de su cliente, sólo bastará con asegurar las grifas y darles el apreté que corresponde a las piedras.


Otros modelos de este tipo de anillos.





Escrito por: Alejandro Glade R.