El derecho a las Artes



Durante muchos años, incluidos todos los años que hice clases de joyería, he tenido problemas para encontrar maneras de transmitir el significado del arte y su importancia. Un tema no menor para todo el que pretenda desarrollarse en la orfebrería como arte. Yo había llegado a creer que cuando los críticos y los maestros hablaban sobre el arte, sólo hablaban de lo que vemos en la superficie, las cuestiones formales de los diseños, la composición, los materiales, la técnica y la manera de desarrollarlo.

En mi búsqueda para desarrollar maneras significativas para justificar el arte, quería ir más allá de los aspectos invisibles y emocionales de lo que es el trabajo creativo. Esta sociedad necesita urgentemente desarrollar el arte, y siento que tenemos que ayudar encontrando formas para entender por qué el arte es tan importante para toda nuestra cultura, porque tenemos que llegar a  convertirla en una fuerza de curación y de crianza en nuestras vidas, el arte tiene muchas virtudes que el ser humano necesita.

Todavía somos adolescentes en términos de desarrollo cultural. Nuestros estados y gobiernos se centran más en otras cosas pensando que el arte no es prioritario. Los gobiernos poco incentivan la cultura de las artes, cuando está ahí es la base diaria de muchas comunidades. En ninguna constitución en el mundo podemos encontrar palabras que digan a cada hombre mujer y niño sobre el “derecho a las artes” porque el derecho a la educación es muy general. Nosotros, los que hemos  sido educados en liceos, colegios y universidades en los últimos 50 años no tenemos idea de cómo promover este aspecto de las artes, ya que nuestra educación incluye muy poco o casi nada estudios sobre la importancia del arte para la salud de la sociedad y la cultura. No hemos aprendido formas de expresar la importancia de las artes en la crianza de nuestros niños porque no somos sensibles al arte.

El arte es la última cosa considerada en la lista de productos de primera necesidad, donde están incluidos los alimentos, ropa y refugio; lectura, escritura y aritmética. En consecuencia, los artistas en este país son ciudadanos de segunda clase. Estamos perdiendo la lucha por integrar esto en el rodar de nuestra sociedad, ya que todavía tenemos que encontrar la manera de cómo desarrollar el arte de una manera convincente. Y nunca me voy a cansar de decir que el arte mejora la capacidad de las personas para ser educado, para vivir una vida más saludable, más emocional, para sentir como corresponde la autoestima, y ​​como resultado de ser seres humanos físicamente saludables y felices.

Todos sabemos que sin los sentidos del sonido, la vista, el tacto la vida sería mucho menos rica y sin significado. Voy a dar un ejemplo, muchas personas comienzan el día con un café servido en un vaso de papel o espuma de poliestireno, pero que pasa si lo tomamos en un vaso o taza de cerámica original y hecha a mano?... Si efectivamente el vaso plástico mantiene el café caliente más tiempo, pero en comparación con una taza de cerámica original hecha a mano, el café es otro, este tiene el calor de la textura, forma, tiene el carácter que el vaso plástico o desechable no tiene. El solo hecho de poseer un objeto hecho a mano nos comunica un mensaje importante y los sentidos reaccionan favorablemente.

La falta de arte original en la vida de cada hombre y mujer es un problema significativo. Las artes nos
nutren, nos dan y nos aportan, a las necesidades más que ninguna otra cosa. Debemos reconocer esto y encontrar la manera de comunicarlo a los demás.

Es difícil para la gente entender que el verdadero significado del arte es invisible. Esto es también nuestro problema. Los artistas y en este caso los orfebres, debemos ser capaces de transmitir la importancia de las artes a los demás de una manera que lo entiendan. Tenemos que enfocarlo de una manera diferente, para que el arte sea aceptada  principalmente por nuestra sociedad, tenemos que demostrar cómo el arte es necesario para nuestra vida cotidiana, para nuestras escuelas y nuestras comunidades. Debemos sembrar para llegar a la mayoría de nuestra sociedad. El arte debe ser visto y sentido en los hogares de todo el mundo, en las plazas, en los edificios, en las oficinas, en las escuelas, en los restaurantes, en los bancos, y no sólo en algunos edificios públicos. Creo que estamos cansados de ver  arte de monumentos que conmemoran guerras y acciones militares, con estatuas de hombres sosteniendo armas y montados a caballo, no digo que los supriman pero en paralelo también podríamos apreciar artes de otro tipo como. Me gustaría ver arte abstracto y esculturas que nos entreguen color, formas y texturas que den  más vida a nuestros entornos públicos!

En mis años de aprendizaje estando en la universidad estudiando sobre el arte, entendí y descubrí mi lado emocional hacia el arte en general. Ahora creo que es importante haber entendido cual era la importancia de esta alimentación especial para nuestro lado emocional. Las medidas que tomé en esta dirección sin duda enriquecieron mi vida.





Escrito por: Alejandro Glade R.